Blogia
Torrevieja Digital

La Generalitat recorta en ocho millones de metros cuadrados las pretensiones municipales, entre cuyos terrenos estarían las fincas de Hernández Mateo.

La Conselleria de Vivienda obligó a redactar un nuevo borrador del Plan General de Ordenación Urbana (PGOU) de Almoradí al Ayuntamiento para tramitar el concierto previo del proyecto en el que se contemple una reducción de la mitad de la superficie urbanizable y la adaptación de éste a la Ley Urbanística Valenciana (LUV), según indicaron fuentes de la oposición.
Izquierda Unida (IU) de Almoradí aseguró que, entre los terrenos excluidos de la recalificación, figuran los adquiridos y posteriormente vendidos por el alcalde de Torrevieja, Pedro Ángel Hernández Mateo, por los que percibió una cantidad de dinero 30 veces superior al precio al que los compró. Por esta compraventa, Mateo está imputado por la Fiscalía Anticorrupción por presunto tráfico de influencias.
Por su parte, el portavoz del PSOE de Almoradí, Javier Cañizares, preguntó al primer edil por los criterios seguidos por el equipo técnico a la hora de decidir qué suelo se mantenía y cual se eliminaba de los planes municipales. Según Cañizares, el alcalde de Almoradí, Antonio Ángel Hurtado, no dio explicaciones al respecto: «El PGOU es una desmesura y se ha dejado (como suelo urbanizable) lo que se ha podido para salvar algunos intereses», afirmó el portavoz del PSOE. Tanto IU como PSOE señalaron que los terrenos excluídos en el nuevo proyecto se calificaron como «suelo común transformable», lo que supone la posibilidad de recalificación de estos si se acaba con el suelo urbanizable que actualmente compone el plan urbanístico.
Hurtado promovió en 2003 la redacción del PGOU ante una iniciativa empresarial que comenzó la tramitación de un plan parcial que afectaba a 11 millones de metros cuadrados de suelo del municipio. El primer edil ordenó entonces la elaboración de un Plan General según el cual pasarían a urbanizables más de 18 millones de metros cuadrados y que tendría como consecuencia inmediata el aumento de la población de Almoradí hasta 150.000 habitantes.


Desde entonces, poco se supo del Plan General hasta que el pasado jueves se celebró un pleno para aprobar el proyecto reelaborado por el equipo técnico encargado tras la negativa de la Conselleria a conceder el concierto previo al primer proyecto presentado. El nuevo documento contempla una reducción del suelo urbanizable de ocho millones de metros cuadrados de la zona sur del municipio (la que afecta a la parte que queda a la derecha de la carretera que une Almoradí con Los Montesinos) y fue aprobado en solitario por el PP.
En este sentido, el portavoz socialista culpó directamente a Hurtado del retraso en la elaboración y puesta en marcha del PGOU al alcalde cuyo proyecto tildó de «faraónico»y que no responde a los intereses de Almoradí.
Del mismo modo, IU señaló la necesidad planteada por la Conselleria de Vivienda de contar con un informe sobre la existencia de recursos hídricos suficientes para abastecer a la creciente población. El edil de la formación, José Mateo Pertusa indicó que en la misma sesión plenaria, el PP aprobó, también en solitario, la aceleración del trámite para edificar una zona comercial supeditada al Plan General. En este sentido, las intenciones de Hurtado apuntadas por IU responden a la resolución por vía de urgencia de la adjudicación del urbanizador y el inicio de las obras en un plazo de dos o tres meses. IU aseguró que dicha zona comercial se ubicaría en una zona inundable (entre la A-7 y la pedanía de El Saladar) y que la existencia de una gran superficie va en contra de los intereses del pequeño comercio de Almoradí.

Via Información.es

Foto: https://torreviejadigital.blogia.com/upload/externo-b6aaec23bcbdce6bb59946a0d5115bc7.jpg

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

0 comentarios

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres